fbpx
13 Consejos Para Empezar Canal de YouTube de Fotografía

10 Consejos Para Empezar Canal de YouTube de Fotografía

Tabla de Contenidos

Evolución de la Fotografía y Redes Sociales

El uso de las redes sociales en la fotografía se ha generalizado en los últimos años. Aunque la mayoría de los fotógrafos ahora comparten sus imágenes fijas en las redes sociales, muchos ahora lo están llevando al siguiente nivel al compartir sus conocimientos e historias usando vídeos de YouTube.

Por eso, he decidido hacer este artículo de 10 consejos para empezar un canal de YouTube de fotografía.

No hace mucho, era una tarea muy compleja conseguir aparecer en la televisión (a no ser que ya estuvieses trabajando en el sector). Sin embargo, gracias a avances tecnológicos, entre ellas la mejora de las cámaras digitales y (obviamente) la aparición de YouTube permiten ahora acceso a cualquier persona compartir su contenido con los demás.

Pero, aunque el hardware, las herramientas y las plataformas para crear video son muy accesibles, eso no significa que sea fácil de hacer. Al igual que la fotografía fija, requiere esfuerzo, práctica y compromiso. Es demasiado fácil mirar otros canales de YouTube con decenas o cientos de miles de suscribtores y pensar que es simple.

Sin embargo, todos esos canales han tenido que trabajar y afinar su contenido diariamente para llegar dónde están ahora.

Entonces, si todavía crees que tienes lo necesario para crear un canal de YouTube exitoso y quieres compartir tus historias, consejos o incluso servicios de fotografía, sigue leyendo para ver cuáles son mis mejores consejos.

Muchos de estos consejos también son aplicables a otros servicios para compartir vídeos, como Vimeo (aunque no sea una plataforma tan potente como YouTube, no significa que sea irrelevante).

1. Empieza un Blog

Lo sé, «¿por que debería hacer un blog si lo que intento es crear un canal de YouTube?».

El hecho simple es que crear contenido de video es un trabajo duro, tanto en términos de presentarse ante la cámara como de aprender las habilidades necesarias para editar videos. Esto ya es una gran cantidad de trabajo, además deberías pensar en qué mensaje quieres transmitir con tu canal.

Al empezar un blog, puedes acostumbrarte a producir contenido de forma regular. Además, sin la presión de estar ante la cámara y el trabajo de edición de vídeo, te será más sencillo desarrollar un estilo propio y de qué tratará tu canal.

Evidentemente esto no significa que se debe hacer.

No todos los canales de YouTube tienen además un blog. Sin embargo, si consideras que tendrás dificultades para hablar frente a la cámara, el blog es una buena forma inicial de compartir tu contenido.

2. Cuál es tu Historia o Mensaje

No todos los que se proponen crear un canal de YouTube tienen el objetivo de obtener tantos suscriptores como puedan. Para muchos, solo poder compartir sus historias o habilidades con un público más amplio es suficiente recompensa.

Lo más importante no es el número de suscriptores que busques tener, ya sean 10 mil o 100 mil, sino que tu canal debería tener un objetivo claro.

Si has estado creando contenido en un blog, es posible que ya sepas cuál es ese objetivo, pero si no, debes pensar en lo que estás ofreciendo a un posible suscriptor.

No tiene que ser nada grandioso o único (aunque ser único ayuda), pero debe presentar lo que ofrece tu canal.

Cada canal de YouTube es único, piensa en qué querrías que un posible suscritor viese al entrar al tuyo y por qué se debería suscribir.

Textos aburridos como «Mi canal de Fotografía» o «Aprender Photoshop» no inspirarán a la gente a suscribirse a tu canal. Piensa en algo más creativo que le dé un motivo a los visitantes a quedarse en tu canal, algo como «Acompáñame en mi viaje de cocinero a fotógrafo a jornada completa» o «Aprenderás photoshop rápido con mis vídeos de 5 minutos».

YouTube también te permite crear una «introducción al canal», así que cuando hayas aprendido a usar herramientas de edición de vídeo, crea un vídeo corto de un par de minutos para mostrar a los visitantes que entran en tu canal. Será lo primero que verán.

3. Tu Marca

Una vez más, no importa si te basta con un canal pequeño o si apuntas a lo grande, tener una marca consistente entre el canal de YouTube, tu sitio web y otras plataformas de redes sociales ayudará a las personas a identificarte y encontrarte más fácilmente.

Los logotipos o fotos elegantes no son esenciales. Usa solo tu cara como icono de tu canal (el pequeño marco circular) y una de tus mejores fotos como tu cabecera del canal. Aún mejor, si puedes integrar o relacionar el mensaje de tu canal con su diseño, tendrá más impacto.

Utiliza también el diseño del canal y la cabecera para mostrar todas tus redes sociales donde publicas contenido de forma regular. Si estás en diferentes redes sociales, intenta utilizar el mismo nombre de usuario o parecido. Esto permitirá a las personas encontrarte de forma más fácil. Muchas de las redes sociales más conocidas permiten modificar tu nombre de usuario en cualquier momento.

Por otro lado, si ya tienes iniciada una sesión en Google, puedes crear varios canales de YouTube con una sola cuenta. De esta forma, podrás cambiar de canal en cualquier momento y crear uno nuevo si deseas gestionar otro canal.

4. Sigue un Horario

Uno de los factores clave para crear un canal exitoso es tener un horario. Debes decidir con que frecuencia publicarás los vídeos. ¿Será un vídeo cada 3 días, uno a la semana o uno al mes?

Lo más importante es seguir este horario una vez te decidas. Pero no te mientas a ti mismo ni suscribtores al prometer que harás un video cada 3 días y después publicar vídeos 1 vez al mes.

Cuando decidas la frecuencia de tu publicación, elige un día y una hora determinada para que las publicaciones siempre se hagan en ese momento.

Aunque la función de «notificación» de YouTube ahora envía al suscriptor un correo electrónico o una notificación del navegador si seleccionó el icono de notificación (campana) en tu canal, esto es opcional y, por lo tanto, la publicación al mismo tiempo alentará a los usuarios a visitar YouTube en momentos específicos . Al algoritmo de YouTube le gusta esto.

5. Plan de Contenido

Una vez que hayas ordenado tu horario, necesitarás un plan de contenido. Mantén una nota de lo que publicarás y cuando lo vas a hacer. Incluso si aún no has grabado el contenido, tener una nota de lo publicarás y cuándo te dará una ventaja. No hay nada peor que despertarse el lunes y pensar en qué no tienes ni idea de qué vas a publicar el miércoles de esa semana.

Algunas de las mejores ideas para hacer contenido normalmente ocurren de forma espontánea, así que lleva un cuaderno y un bolígrafo para que puedas tomar notas. Existen muchas herramientas online que te permiten tomar apuntes, una de ellas es Evernote. La herramienta no es lo importante, sino hacerlo.

6. ¡Sé Tú Mismo!

No importa si está creando videos sobre técnicas de procesamiento posterior o cómo fotografiar modelos en la cima de una montaña, ¡sé tú mismo!

Crearás contenido mucho más atractivo si no estás tratando de ser algo o alguien que no eres. Estarás más relajado y es más probable que las personas conecten contigo. Crear vídeos es un trabajo duro, así que no lo hagas más difícil adaptando una nueva persona.

7. El Audio Es el Rey

Aunque el contenido de YouTube se basa en un formato visual, la parte del audio es igual de imoprtante, si no más importante que la parte de video.

No importa lo bien que se vea tu vídeo. Si tus espectadores no pueden escuchar claramente lo que estás diciendo, los perderás.

Las personas son mucho más indulgentes con vídeos en los que la parte visual no es de calidad, siempre que se te escuche bien.

Tener un buen audio no tiene porque ser costoso. Si la cámara que estás utilizando para grabar el vídeo tiene una entrada para un micrófono externo, úsala. El micrófono que elijas dependerá en gran medida del presupuesto del qué dispones y de tu distancia de la cámara.

También hay opciones de micrófono inalámbrico o micrófonos externos que se colocan en la zapata de tu cámara. En casi todos los casos, todo esto será mejor que un micrófono integrado.

Si tu cámara no tiene una entrada de micrófono, puedes usar una grabadora de audio externa. Existe una gran variedad de grabadoras de audio y micrófonos, todos ellos con distintos prestaciones, recuerda leer detenidamente las características de cada uno antes de hacer una compra.

8. Importancia del B-Roll

Si no sabes qué es el b-roll, generalmente es material de archivo complementario o alternativo cortado de la toma principal. Por ejemplo, podrías verme hablando de cambiar una lente, luego el material de archivo cambia brevemente a un primer plano de mí cambiando la lente de mi cámara. El audio de mí hablando se seguirá escuchando mientras se muestra el material de archivo alternativo. Este es el concepto de b-roll.

Entonces, ¿por qué es importante? B-roll es una excelente herramienta para contar historias. Puede mostrarle al espectador un ángulo alternativo, un acercamiento o una toma panorámica de algo que está discutiendo, o mostrar algo que está sucediendo en otro lugar.

Usa muchos b-roll. Ya sea a través de un drón, lapsos en el tiempo, vídeo en cámara lenta, etc.

B-roll también es bastante útil para cubrir los cortes en tu grabación. Por ejemplo, puedes estar describiendo algo pero tropiezas con las palabras. Si solo cortas el vídeo, puede parecer un poco extraño, pero si usas un b-roll puedes ocultar el fallo dentro de la grabación principal.

Realmente nunca puedes disparar demasiado b-roll.

9. Aprende a Usar un Editor de Vídeo

Edición de Vídeo con Adobe Premier
No es tan complicado cómo parece

Todo ese b-roll es inútil si no puedes usar un editor de video. Al igual que tuviste que aprender Lightroom o Photoshop para editar las fotografías, necesitarás aprender a usar un editor de video para editar el contenido de éste. Existen algunos editores de video gratuitos, pero las aplicaciones principales pagadas son Final Cut Pro para Mac y Adobe Premiere Pro para Windows y Mac.

Para empezar, estas aplicaciones pueden parecer confusas, pero gracias a YouTube hay una gran cantidad de canales dedicados a llevar sus habilidades de edición de video desde el principiante «aficionado al cine en casa» hasta el «ganador del Óscar de Hollywood».

Sin embargo, algunas habilidades básicas de edición son todo lo que realmente necesitarás la mayor parte del tiempo. Al fin y a cabo, no eres un editor profesional de vídeo, deja que el contenido sea lo principal de tu canal y no los efectos especiales.

10. Interactúa con Tu Comunidad

No importa de qué se tratan tus videos fotográficos, es probable que haya una comunidad de canales con intereses similares. Aunque podría pensar que estás «compitiendo» con estos otros canales, al trabajar juntos puedes ayudar a que tanto tú como los otros canales crezcan.

Mira vídeos de otras personas para saber que hacen y cómo lo hacen. No le des solo al «me gusta» sino deja también un comentario. Conoce a tus compañeros YouTubers y construye relaciones. Esas relaciones pueden conducir a otras oportunidades que no podrías conseguir sólo, como colaboraciones.

Al interactuar con la comunidad, puede ayudarte a difundir no sólo tu canal, sino también otros. Toda la comunidad en conjunto se beneficiará.

Estos son mis 10 consejos para empezar un canal de YouTube de fotografía. Es cierto que hacer vídeos para YouTube puede ser mucho trabajo, pero también puede ser muy gratificante. Acabarás aprendiendo nuevas habilidades y estableciendo relaciones, además seguro que incluso tu fotografía mejorará.

¡Espero que hayas encontrado estos consejos útiles para decidirte a crear un canal de YouTube de fotografía!

Compártelo

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter